Kasajistán: El presidente dijo que los disturbios fueron «Un intento de golpe islamista»

El presidente de Kazajistán, Kasim Yomart Tokayev, dijo este lunes que los disturbios y los incidentes de la semana pasada se trataron de un “intento de golpe” el cual se lo atribuyó a los islamistas que aprovecharon unas protestas por la suba del gas y prometió que las tropas rusas que apoyaron a su gobierno se irán pronto.

El gobierno también declaró que casi 8.000 personas fueron detenidas en los incidentes, en tanto que el mandatario aseguró que hubo 16 muertos y más de 1.600 heridos entre las fuerzas de seguridad, aunque aclaró que el número de civiles fallecidos estaba siendo verificado, un día después de que el Ministerio de Salud lo cifrara en 164.

El presidente realizó una videoconferencia frente a su homólogo ruso Vladimir Putin, haciendo un balance de los hechos, donde este último y sus aliados desplegaron a 2.030 soldados en la antigua república soviética en virtud de un pacto de defensa mutua. También el canciller ruso Serguei Lavrov y su par chino Wang Yi manifestaron su respaldo al gobierno de Tokayev, quien aseguró que los combatientes extranjeros provenían de países de Asia Central, como Afganistán.

El detonante de la crisis, reiteramos, fue el aumento al doble de precio del gas licuado que provocó manifestaciones en distintos puntos del país el 2 de enero, que derivó en los posteriores hechos de violencia.  

Ultimos articulos

28,618FansMe gusta
28,725SeguidoresSeguir
53,317SeguidoresSeguir
110,238suscriptoresSuscribirte

Artículos similares

Leave a reply

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 + 1 =